A mi lado

Conceptos equivocados comunes

 Escribir un libro no te convierte en escritor, del mismo modo que tener un tocadiscos no te convierte en melómano.


La gente, todos, tendemos a auto engañarnos y crearnos una imagen de cómo somos. Pero a veces esa imagen no coincide del todo con la realidad. Involuntariamente tendemos a idealizarnos, ya sea positiva o negativamente. Me pregunto qué mentiras sobre mi misma me estaré contando sin saberlo, qué conceptos de los que tengo sobre mi misma se ajustarán a la realidad objetiva y cuáles estarán exagerados.


Reconocer las mentiras de los demás es mucho más sencillo.

20 comentarios:

Nancy dijo...

Es muy sabio lo que dices. Es tan fácil ver la paja en el ojo ajeno. Yo no lo había visto así, pero ahora que te lo preguntas, me lo pregunto yo también... no tengo idea de las cosas que creo de mí que no son ciertas.
Me gusta que me hagas pensar, reflexionar y buscar respuestas que no sabía que buscaba.

Freak dijo...

Nancy: Muchas gracias. Es un placer leer tus comentarios. Hacer auto crítica no es fácil.

Y sobre los demás, me llama la atención cómo presumen de algunas cualidades, habilidades o marcas de identidad que quizá tenían antes pero que han perdido, aunque las siguen creyendo son vigentes. Es como aquello de "dime de qué presumes y te diré de qué careces".
Tendemos a penar que estamos en posesión de la verdad y no siempre es así.

Un abrazo y apapachos muchos y gracias. Reflexionamos juntas.

si, bwana dijo...

Yo no presumía de nada, pero después de leer este post, no vuelvo a presumir de no presumir.

cardesin dijo...

Freak
Es una buena reflexion no se si para todos pero para mi si!!!!!!!!
Es un gusto pasarse por aqui!!
Saludos!!!

aidanone* dijo...

comletamente de acuerdo

Frida la Llorona dijo...

Un placer tu casa.
Tu pintura es doliente y me gusta en sobremanera...
Tus palabras son hirientes como lo es la verdad, y así debe ser.
Si me permites, volveré, hay mucho que ver y reflexionar por aquí.

Un saludo...

Freak dijo...

Sí, Bwana: Me ha hecho mucha gracia su comentario. Muy buena apreciación. Es que a veces o no sabemos o no recordamos quiénes somos y lo que queríamos.
Muchas gracias por la visita, un abrazo fuerte, Don Bwana.

Cardesin: Para mí también es aplicable la reflexión. Me alegro de verte por aquí también. ¡Un abrazo fuerte!

Aidanone*: Muchas gracias. ;)

Frida la Llorona: Un placer inmenso tu visita y tus palabras. Celebro que te guste mi pintura y me alegra que veas verdad en is palabras. No se me ocurre mejor elogio.
Me encantará que vuelvas. Un saludo y un abrazo.

dickies dijo...

Creo que no hay una realidad, sino muchas... somos demasiado como para encontrarnos de manera objetiva. Somos lo que fuimos de niños, lo que somos en este instante, lo que fuimos el instante anterior, somos como nos ven y como nos vemos... pero somos. Aunque a veces exageramos en el querer ser y simplemente ser... y así es como entiendo a lo que te refieres.

Bueno, en casa tenemos un tocadiscos, que quisiera fuera mio... y soy un tanto melómana.... afortunadamente, no es regla, son cosas que pasan....

pero ¿que es lo que pasa? me confundo

Annabell Manjarrés Freyle dijo...

También me he preguntado eso.. es más, todo el tiempo me pregunto eso. Es una lucha interna contra las ilusiones, y resulta que entre uno más critica, más tiene ese defecto que tanto odia.. y comienza una cadena de auto- odio que toda detenerse y engañarse con cosas bonitas..

:(

Saludos desde mis bordes añadidos

Leo dijo...

Muchas veces sobrestimamos nuestras cualidades,otras tantas es contrario. Pero entonces la pregunta seria...¿Como saber cuanto en realidad valen?
Muy bueno tu Blog
Un abrazo

Freak dijo...

Dickies: Me gusta eso que has dicho de que somos también lo que fuimos de niños. Cuando eres niño no entiendes cómo los mayores se han convertido en "eso" que son, no ríen, no juegan, no aman... Por eso me gusta mantener viva a la niña que fui, tan fuerte y tan valiente.
Volviendo al tema somos también lo que ven de nosotros, dices, y eso me inquieta algo.
Por otro lado simplemente ser es muy difícil. Existen maestros de la meditación capaces de abstraerse totalmente, para mí es inimaginable.

Y lo del tocadiscos va sólo por alguna gente porque lo normal es que seas melómano si conservas aún uno de discos de vinilo pero tenerlo no te convierte en uno, que es a lo que iba, después de encontrarme con algún caso así.

Yo me confundo muy a menudo. Un abrazo y muchas gracias, Dickies.

Freak dijo...

Annabell: Lo que dices es en el caso de que la persona haya querido descubrir, ver y enfrentarse a sus mentiras. Yo creo que la mayoría prefiere seguir engañada y creerse que es cojonuda y que todo lo hace bien.
Están también los que están en posesión de la verdad absoluta y para ellos todo lo que no es su verdad es basura y ni siquiera lo consideran.
La cadena de auto odio y machaque tampoco lleva a nada más que a regodearse en el sufrimiento.

Es difícil discernir entre lo justo y lo exagerado. ¿Quiénes somos? No lo sabemos ni nosotros mismos. Y tampoco me gustaría ser como me ven los demás, cualquiera se fía de su punto de mira.

Gracias por tu reflexión y por tu visita, un placer. Abrazos.



Leo: Claro, esa es la pregunta. ¿Dónde está el equilibrio entre cuando nos sentimos amos del mundo y cuando nos sentimos una mierda putrefacta? Más bien, cómo conseguirlo. Cómo encontrar la verdad entre tantas mentiras que nos vamos contando nosotros y nos cuentan los demás. Al final puede que nos creamos más la mentira y perdamos nuestro rastro cumpliendo los deseos de los demás.
Y esa es otra, ¿hasta qué punto debemos ser abnegados? ¿A partir de qué punto esa abnegación se convierte en estupidez?

Leo, encantada con tu visita y tu comentario. Muchas gracias, un abrazo fuerte.

1600 Producciones dijo...

Y finalmente solo sea hoy un reflejo del futuro.

Interesante reflexión! la pintura... uhooou!!!

Recomiendo el visionado de Blindness.

Saludos

Eva Magallanes dijo...

Hola Freak, bueno sobre la autoimagen... realidad y ficción. Con el paso del tiempo una vuelve a mirarse y puede comprobar lo equivocada que estaba con respecto a si misma (já), elimina lo que era un mero accesorio, elimina lo que nunca fue, reconoce lo que nunca pensó ni creyó. Rehacerse constantemente, siento, es una de las tareas del existir.
Me gusta tu blog, volveré!

Cordialmente desde el confín austral... (y gracias por visitar La Cala)

coco dijo...

Qué gran verdad.

Freak dijo...

1600 Producciones: Gracias por tu visita. Pues no conocía ni la película ni el libro de Saramago y parece muy interesante. Veo que recomiendas la peli, muchas gracias.
Si te ha gustado la pintura tengo más en el otro blog de dibujosfreak.
Gracias por tu visita y felicidades por tu blog. Un saludo.

Freak dijo...

Eva agallanes: Cuánta razón tienes en eso de reconstruirse cada día. Hacer una revisión de quiénes somos, quiénes creemos ser y los que somos en verdad. Porque es tan fácil engañarse a uno mismo con todas estas cosas... A los demás no es tan fácil, creo.
Y sobre los errores, tantos... Y todavía, ahora mismo. Uf.

Espero volver a verte, un fuerte abrazo desde aquí lejos.

Freak dijo...

Coco: ¿Te lo parece? te lo agradezco mucho, de veras. Un abrazo y hasta pronto. :)

Salvador dijo...

... y cual es la realidad?... la tuya? la mía?... existe la realidad?... positivo y negativo son los dos polos ó extremos de una misma "pila"...x ejemplo
Un saludo cordial

Neo dijo...

claro que la imagen que nos hacemos de nosotros no coincide con la realidad; es imposible.
pero lo importante, creo yo, es que investiguemos en qué somos.

Yo no entiendo eso que comentas sobre que podemos ser a la vez el niño que fuimos y lo que somos ahora... ¿qué significa?

Creo que la mayoría de la gente es su pasado, porque es incapaz de dejar de pensar según su condicionamiento, sus experiencias y sus ideas almacenadas en el cerebro.
Y es una pena, porque se pierde lo mejor de la vida: ser ahora, en el presente.

bsos!